jueves, 31 de mayo de 2007


Paseando por la vida, atada con hilos de colores, peludos y suavetes.

Todo empieza...


...no se muy bien como, pero empieza. Empiezas de mirona y el gusanillo te pica. Y al gusanillo hay que darle de comer. He empezado con este blog para ordenar un poco esta cabecita loca que está siempre atareada. Contarse las cosas a una misma a veces es aburrido, con lo que yo las suelto y allá tu si te las encuentras.
Cuento historias, cuento puntos (del derecho y del revés) y cuento pasos, cortitos y saltarines.