martes, 24 de junio de 2014

Una año de arte y creatividad


Que el sistema educativo en este país es un desastre es mas que sabido, pero que además cada vez tenga menos presencia el arte, la plástica y la música en él, es una catástrofe. 
Yo que me dedico a esto de la creatividad me parece un desastre que no se eduque a los niños en ella. Porque la creatividad no solo es dibujar o bailar, es aprender que la vida se puede afrontar desde muchas perspectivas, aprender a apreciar y valorar la belleza, a resolver de mil maneras diferentes los problemas y a buscar siempre la pregunta, no la respuesta.


La expresión del "yo" y del "otro" es fundamental para entender el mundo. El aprendizaje por la vía de la creatividad genera individuos resueltos y felices... pero supongo que no es eso lo que se persigue ahora.
No voy a entrar en discusiones sobre esto, porque yo soy fiel seguidora de esta vía, la que construye, imagina y embellece el mundo. Y por esta razón decidimos (el Sr. Croqueta y yo) hace mucho tiempo que nuestros hijos los educaríamos así. 
Y con el pequeño superhéroe poco podemos hacer aún, mas que sembrar con música, color y naturaleza. Algún día recogeremos lo que sembramos. Pero con la mayor ya todo es recoger, y crear, y aprender, y compartir.
Hay que decir que es una suerte de niña, en todos los aspectos, pero en el creativo mas. Ella nació con el sonido de las teclas del ordenador y del entrechocar de las agujas. Aprendió a coger una aguja antes que a escribir, y no ha dejado de dibujar ni un solo día de su vida (os aseguro que ya no se donde guardar tanto arte!)
Ahora que termina el curso escolar todo es tiempo libre y baños, carreras, mascotas y disfraces para compensar tantas matemáticas, uniformes y horarios. Pero hay asignaturas que no deja nunca de estudiar, como la pintura, la costura, la música, la danza, las acrobacias, la cocina y el teatro. Porque cuando algo te llena, te hace mejor persona y te proporciona felicidad, nunca necesitas vacaciones.


Haciendo pulseras de colores con cintas scooby-doo


Pompones para su primer yarnbombing



Creando sus propios botones con tela y pintura


Patinar y tocar a la vez para la clase de teatro




Collage


Conejito de origami para la semana de Pascua


Pintura sobre lienzo (flúor por supuesto!)


Huevos de Pascua decorados con papel y pintura


Galletas rellenas de glaseado de limón


Bolsa tejida con telar de pinzas de nuestra invención


Tejer para no morderse las uñas


Imanes y chapas dibujadas


Teñir y usar su propio hilo de colores para
tejer pulseras en telar


Personalizar todo, hasta los regalos


Buscar la manera mas creativa hasta
en los momentos de relax


Y bordar

1 comentario:

Belén (La niña sandía) dijo...

Qué maravilla! Tienes una verdadera artista en casa. Estoy totalmente de acuerdo en lo que defiendes, todas esas cosas también educan y les prepara para ser resolutivos, para ver el mundo con otro enfoque y para ser felices que, al fin y al cabo, es lo que queremos todos los padres que sean felices...
Un abrazo!